UGT FICA lamenta la muerte de un trabajador de Semillas Saturnino Casado y alerta del repunte de la siniestralidad laboral en la provincia de Valladolid

La Federación urge a los empresarios a extremar las medidas de prevención de accidentes y exige a la administración que redoble los esfuerzos para reducir el número de accidentes laborales.


La Federación de Industria, Construcción y Agro de UGT (UGT FICA) lamenta la muerte de un trabajador de Semillas Saturnino Casado, en Medina del Campo (Valladolid) ocurrida esta misma mañana, a la vez que queremos alertar del repunte de la siniestralidad laboral en la provincia.

UGT FICA traslada sus más sentidas condolencias a los compañeros y familiares del trabajador fallecido y se ha puesto a disposición de la Inspección de Trabajo y del Instituto de Seguridad e Higiene en el Trabajo para aportar la información recabada y disponible en relación con este accidente laboral y para que se realicen con celeridad las actuaciones necesarias para conocer el conjunto de circunstancias que han concurrido en este trágico accidente laboral.

Asimismo, desde UGT FICA ponemos a disposición de la familia "todos" sus recursos técnicos y legales para "ayudar al esclarecimiento de los hechos y determinación de las responsabilidades que se deriven".

En cuanto a la siniestralidad en la provincia de Valladolid, indicar que se trata del séptimo fallecimiento laboral, todos ellos en el lugar de trabajo, más del doble que el año pasado.

No podemos caer en el relajamiento que se está produciendo en dicha materia en épocas de crisis. El miedo a quedarse sin empleo por parte del trabajador, así como la falta de inversión en medidas preventivas por parte del empresario, hace que los trabajadores seamos los dobles paganos de esta crisis y que aparte de perder el empleo, estemos perdiendo también la vida.

Desde UGT FICA insistimos para que los empresarios extremen las medidas de prevención de los riesgos laborales de los trabajadores y trabajadoras en la Comunidad Castellano y Leonesa y para que desde la propia administración autonómica se redoblen los esfuerzos con el fin de reducir el elevado número de accidentes laborales que se producen en nuestra comunidad.